POR QUÉ LLORAS...

miércoles, 1 de diciembre de 2010

| | |
Por qué lloras, pequeña niña,
Qué provoca a tus lágrimas aflorar,
Qué marchita tus sueños
Y hace a tu alma sangrar.
Ya no llores, pequeña niña,
Tu dolor por sí solo perecerá,
Aunque tus hadas hayan emprendido su vuelo,
Aunque la cicatriz no se cierre jamás.
Tus lágrimas de sangre, pequeña niña,
Siembran silencios a su pasar,
Y ese silencio mata tu alma
Que ya está cansada de la soledad.
No llores, mi pequeña niña,
La vida aún ha de continuar,
Te dará más golpes, ten certeza,
Sólo apréndelos a esquivar.

0 comentarios:

Publicar un comentario